martes, marzo 07, 2006

Una tarde de estas ...


Pienso.

Te imagino.

Acabo, acabamos.... Te miro y muero de amor cuando te miro.

Tus ojos brillan de felicidad tambien.

Qué puede importar más sino sentir nuestro placer desparramarse por entre las sábanas.

Tu casa se ilumina y te abrazo

Qué bueno es volver a sentir la suavidad de la piel de una mujer.

Qué bueno es volver a gozar de a dos.

Qué bueno haberte cruzado.

No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.